Pulsa "Enter" para saltar al contenido

El día que Pepsi tuvo la sexta flota militar más grande del mundo

En plena guerra fría, lograr que un producto americano penetrase en el mercado soviético era algo casi imposible. Sin embargo, el Presidente Dwight Eisenhower consideraba que sus productos podían ser un caballo de Troya que acabase propiciando su caída. La guerra no debía ser nuclear –gracias a Dios-, debía ser comercial.

Esto acabó con Pepsi recibiendo en posesión 17 submarinos, una fragata, un destructor y un crucero de la Unión Soviética, y todo porque el gobierno comunista no tenía suficiente vodka.

El día que Pepsi tuvo la sexta flota militar más grande del mundo

Sé el Primero en Comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *